5 consejos para pasar una nochevieja con niños

Las vacaciones de Navidad son un periodo del año muy esperado por los hijos… y muy temido por sus padres, al menos si no hay una buena planificación sobre cómo tener entretenidos a los más pequeños y cómo sufragar esos gastos. Nochevieja es una de esas fechas señaladas que los niños quieren celebrar por todo lo alto, por lo que lo ideal es tener un buen as bajo la manga para sorprenderles y pasar un día en grande. En este artículo te presentamos cinco propuestas de Nochevieja con niños con las que acertarás seguro. Toma nota para este año y los siguientes y trata de reservar parte de tu presupuesto para ello, ya sea pagando inmediatamente o más adelante, con un pequeño minicrédito online de Creditocajero.es

consejos para pasar nochevieja con niños

Plan 1: un viaje con la familia y/o los amigos

Viajar es siempre un buen plan. Sea cual sea el destino, la compañía y la época del año. Y Nochevieja no es una excepción. De hecho, es una buena oportunidad para organizar una reunión familiar fuera de casa, incluyendo a abuelos, tíos, primos y toda la parentela. Alquilar una casa rural es una opción interesante, al menos si dispone de una buena calefacción o, mejor aún, una buena chimenea en torno a la que reunir a la familia. No importa que esté aislada, incluso es preferible así: el objetivo de este viaje no es hacer turismo, sino disfrutar de la familia. Y en una casa espaciosa, los más pequeños podrán campar a sus anchas. Sobre todo si se les permte usar sus juguetes favoritos, videoconsolas incluidas. Un día es un día…Otra opción son los viajes temáticos o con animación dedicada a los más pequeños. En este sentido, los campings suelen llevar la nota dominante. Pero también muchos hoteles, por ejemplo el Hotel del Juguete, en Ibi (Alicante). Este hotel de 4 estrellas lo tiene todo adaptado y orientado a los más pequeños, desde las mesas del restaurante a la decoración de las habitaciones. Y por supuesto, con sala de juegos y actividades programadas.

Plan 2: ir a la feria

Todas las ciudades, incluidas las pequeñas y muchos pueblos grandes, establecen su propia Feria de Navidad en su centro urbano. Puestecillos con objetos navideños, pelucas extravagantes, bengalas, petardos, dulces… Y sí, también atracciones: los tiovivos son un clásico casi obligatorio, y los ayuntamientos más animados incluyen pistas de patinaje sobre hielo o similares. No es una propuesta novedosa, es verdad, pero también es una de las más seguras: dando una vuelta por estas ferias, tus hijos estarán entretenidos. Y algunas están verdaderamente (y sorprendentemente) logradas, como las de Torrejón de Ardoz, con Pirámide Mágica incluida.

Plan 3: un fin de año deportivo con la San Silvestre

La San Silvestre se ha convertido ya en una cita ineludible para el 31 de diciembre por lo que no podía faltar en el post de Creditocajero.es. Y al igual que ocurre con las ferias, tanto ciudades grandes como pueblos pequeños organizan la suya. Ya sea ‘profesional’ o de carácter solidario, en todos los rincones de España se pueden recorrer unos cuantos kilómetros para despedir el año. Muchas de ediciones incluyen una carrera infantil, de varios cientos de metros. A buen seguro que a tus hijos les hará ilusión participar, y no digamos ya ganarla. Y si tus niños ya están crecidos, les hará ilusión participar en la de mayores: es una de las carreras más festivas del año, con corredores disfrazados, en la que el coche escoba se lo toma con más calma de lo habitual.

Plan 4: ir al centro a tomar las uvas

Comer las uvas en casa con el reloj de la Puerta del Sol de Madrid en la tele es el plan obligatorio para la mayoría de españoles. Pero, ¿por qué no cambiar y vivirlo en persona? Muchos son los ayuntamientos que organizan su propia fiesta de las uvas, con el reloj de la plaza mayor de turno y con cientos (y miles, en algunos casos) de personas congregadas frente a él. Si vivís en Madrid, acudir a la Puerta del Sol por la noche no parece el plan más recomendable para niños, pero sí a las 12 de la mañana: desde hace unos años, se está popularizando la tradición de las ‘Uvas de los niños’, similar a las Uvas de medianoche pero doce horas antes, cuando el reloj de la Casa de Correos da sus correspondientes 12 campanadas mañaneras. Miles de personas, incluida una buena proporción de niños, se concentran frente al Kilómetro Cero para hacer su particular prueba de cara a la noche. Y ya de paso, brindar con ‘Champín’ o sucedáneos.

Plan 5: Cotillón de Nochevieja con niños

Y una vez sonada la última campanada y comida la última uva, llega el momento de la fiesta. Probablemente, los jóvenes más grandes de la familia se prepararán para ir a su fiesta de ‘todo incluido’. A los padres con niños les queda la opción de seguir viendo el Especial de Nochevieja de la tele, que parece grabado del año anterior, o bien acudir a algún Cotillón donde los niños puedan pasárselo bien sin peligro. Cada vez son más los lugares que organizan eventos de este tipo, incluidos grandes parques temáticos como Port Aventura o los restaurantes Enigmatium.

En cualquier caso sabemos que a pesar de que estos planes son excelentes y estás deseando hacerlos probablemente no sean las mejores fechas económicamente hablando, por eso quizá te pueda interesar echar un vistazo a nuestros créditos online, conseguir dinero fácil nunca ha estado tan al alcance de la mano como esta época.